Concepto de restauración

La palabra restauración implica el efecto y la acción de restaurar, palabra que se originó en el latín “restaurāre”, integrada por el prefijo de reiteración “re” más el verbo “statuere” con el significado de “colocar”. O sea sería recolocar, volver a poner una cosa en el lugar de donde la sacaron, o recomponerla si ha sido deteriorado o destruida.

Muchas cosas pueden restaurarse: manuscritos, pinturas, edificios, adornos, muebles, esculturas; y también pueden restaurarse los lazos familiares, las amistades, la paz, y los sentimientos en general. Ejemplos: “El cuadro “Ecce homem” de Borja, obra de Elías García Martínez, fue restaurado deficientemente por Cecilia Giménez Zueco, generando una gran polémica”, “La restauración de los frescos de la Capilla Sixtina se realizó en el siglo XX”, “Por fin pude restaurar la relación con mi hijo a quien no veía desde diez años” o “Restaurar la paz en un país tan convulsionado ha sido un gran logro”.

Concepto de restauración

En Política la restauración significa que vuelva al poder un régimen político que había sido desplazado. Ejemplos: la restauración del absolutismo monárquico, luego del estallido de la Revolución Francesa que luchó contra el poder ilimitado del monarca y los privilegios feudales, se produjo cuando llegó al poder el monarca francés Luis XVIII, luego de la abdicación de Napoleón en 1814, aunque la restauración monárquica absolutista no pudo ser mantenida en el tiempo, pues el germen del respeto a las libertades individuales ya había prendido en el seno de la población. En sentido opuesto, las democracias en América Latina fueron restauradas luego de los gobiernos militares dictatoriales que gobernaron de facto en la década de 1970.

En Informática se usa la expresión “restauración de datos” para designar el proceso consistente en que la información dañada contenida en dispositivos de almacenamiento pueda ser recuperada.