Concepto de ilegalidad

La palabra ilegalidad se compone del sustantivo “legis” al que se antepone el prefijo privativo “in” para tomar el significado de aquello que es contrario a la ley, o sea, que no se ajusta a sus prescripciones.

Que algo sea o no ilegal no depende de nuestra subjetividad sino del hecho concreto de que exista una prohibición normativa que sancione tal conducta; o que exista un deber impuesto por la ley que no estamos cumpliendo.

Lo que puede calificarse como ilegal es producto de un tiempo y de una cultura, ya que hechos u omisiones que hoy son ilegales antes no lo fueron y viceversa. Por ejemplo, no fue ilegal en las culturas anteriores al siglo XVIII poseer esclavos y hoy sí lo sería. La valoración de qué conductas deben ser prohibidas o exigidas, y por lo tanto, ilegales su acción u omisión respectivamente, depende del cuerpo legislativo que valora el proyecto de ley y de la ratificación del Poder Ejecutivo. Sin embargo, esto no asegura la virtud de dicha ley. Según Cicerón pueden existir leyes injustas, pero esto haría que perdieran esa condición. El Derecho natural es el que orienta al Derecho Positivo (el Derecho escrito) a adecuarse a la equidad.

Concepto de ilegalidad

Ejemplos de acciones ilegales: robar, matar, estafar, dar falso testimonio, injuriar,sobornar,extorsionar, etcétera. Ejemplos de omisiones ilegales: el abandono de persona o no pagar impuestos.

Hay actividades que son legales, pero se tornan ilegales en determinadas situaciones o contextos como la inmigración, la caza o la pesca.

La ilegalidad es sancionada por el orden jurídico con distintos castigos de acuerdo a la gravedad del accionar y la situación particular del hecho. Los delitos o hechos ilegales o antijurídicos pueden ser dolosos, si se efectuaron con intención de producir daño, o culposo,s si se actuó de modo negligente. En sede civil los hechos ilegales dolosos se denominan delitos y los culposos, cuasidelitos.