Concepto de Sociedad Anónima

En el ámbito comercial y jurídico es un concepto muy utilizado. La Sociedad Anónima es ante todo una persona jurídica y un tipo de sociedad comercial, que debe inscribirse en un registro público, pues está sujeta a inspección por parte del Estado, y conformarse por escritura pública.

En general sus miembros son numerosos (salvo en España que puede ser unipersonal) y se llaman accionistas, o sea, dueños de acciones, que es el modo en que se divide su capital social, y a esas acciones, que pueden casi siempre transmitirse a otras personas mediante venta en el mercado accionario (las acciones cotizan en bolsa) son el límite a la responsabilidad patrimonial que poseen los socios, que pueden ir cambiando permanentemente (por la compraventa) para responder por la conducta de la sociedad. En general se emite un título que representa las acciones negociables que posee cada socio.

Se abrevia S.A. Esta abreviatura o la denominación completa “Sociedad Anónima”, debe integrar el nombre de la sociedad cuya elección será libre, mientras no coincida con el de otra entidad, para evitar confusiones.

Quien tiene mayor valor en acciones (por tener muchas, pues todas las acciones individualmente tienen igual valor y son indivisibles) en el capital total, que se requiere tenga un mínimo (por eso es forma que adoptan grandes empresas) se denomina socio mayoritario, y tiene mayor poder en las decisiones que toma la Asamblea de Accionistas, que se reúne en forma ordinaria una vez al año, quien designa además sus órganos de gobierno y contralor. El Directorio, para tratar asuntos especiales puede convocarlas en forma extraordinaria.