Concepto de abdomen

Del latín, y más exactamente de la palabra abdõmen, es de donde procede el concepto que nos ocupa: abdomen. Un término este que se emplea en el campo de la Anatomía para hacer referencia al sinónimo de vientre, que es una cavidad que existe en el cuerpo de los seres vertebrados.

En el caso del ser humano está situado entre la cara inferior del tórax y lo que es la cara superior de la pelvis y lo que son las extremidades inferiores. Asimismo hay que subrayar que dicha cavidad se compone de dos partes claramente diferenciadas: por un lado, está la que se recubre por una membrana llamada peritoneo dando lugar a la cavidad peritoneal que es la que contiene los órganos del sistema digestivo; y por otro, está la cavidad retroperitoneal, que es la que acoge las glándulas suprarrenales y los riñones.

Además de todo lo citado se hace necesario subrayar que dentro del abdomen nos encontramos con dos tipos de órganos:
El esófago. Este se extiende desde la faringe al estómago y tiene como misión el que se comuniquen la boca y el citado estómago. Se compone de diversas partes tales como una capa muscular, una capa mucosa, el esfínter esofágico inferior y el esfínter esofágico superior.
El estómago. Entre el esófago y el duodeno se sitúa este reservorio muscular que se compone de cuatro áreas bien diferenciadas: cuerpo gástrico, porción pilórica, fundus y cardias.

Para terminar es necesario subrayar que el concepto de abdomen también es definido en el Diccionario de la Real Academia de la Lengua como gordura o adiposidad.