Concepto de curiosidad

La curiosidad, originada en el latín “curiositas” es un sustantivo abstracto que se deriva de la cualidad de curioso, que proviene en su etimología del latín “curiosus”, palabra integrada por “cura” con el significado de esmero, interés o cuidado, más el sufijo “osus” que indica abundancia.

La curiosidad es un impulso, un deseo que nos moviliza a investigar algún asunto para descubrir su origen, su funcionamiento o sus efectos, porque nos resulta interesante, con independencia de su utilidad.

Concepto de curiosidad

La curiosidad puede ponernos en situaciones difíciles, si la sentimos por asuntos ajenos y nos pillan espiando, por ejemplo, lo que hacen los vecinos; o si por curiosos no tomamos precauciones e investigamos lo que ocurre en algún lugar abandonado donde sentimos ruidos extraños.

Saber lo que vivencian otras personas en su ámbito privado es un tema que a muchos les importa, simplemente como distracción, y eso fue utilizado por ciertos programas televisivos “reality shows” como por ejemplo “Gran Hermano” que captó la atención de muchos televidentes que tuvieron la oportunidad de satisfacer su curiosidad espiando con permiso de los protagonistas sus experiencias cotidianas a través de su televisor.

Algunos actos de curiosidad pueden ser delictivos, como el de caso de la violación de correspondencia.

En Pedagogía se utiliza mucho la curiosidad como estrategia de motivación escolar para estimular a los estudiantes a investigar y profundizar sus conocimientos sobre temas que les despierten interés. La curiosidad mueve a conocer en general, y al desarrollo científico y tecnológico en particular

Se denominan curiosidades a hechos pocos frecuentes, por ejemplo los nacimientos de siameses, o de un niño de raza blanca y otro de raza negra de idénticos padres, etcétera.

No solo las personas somos curiosas, muchos animales lo son, de allí la frase “la curiosidad es la que mató al gato”, pues lo que nos invita a descubrir misterios puede exponernos a peligros y los gatitos son animales curiosos por naturaleza.