Concepto de edad

La edad está referida al tiempo de existencia de alguna persona, o cualquier otro ser animado o inanimado, desde su creación o nacimiento, hasta la actualidad.

También marca una época dentro del período existencial o de vigencia. Así hablamos de época de oro o dorada como la de mayor plenitud o esplendor, y dentro de la vida humana reconocemos la edad de la niñez, de la juventud, de la adultez o de la vejez, que comprenden grupos de edades.

Las edades prehistóricas (desde la aparición del hombre hasta la escritura) se dividen en Edad de Piedra (Edad de la Piedra Tallada y Edad de la Piedra Pulida); y Edad de los Metales (Edad de Bronce y Edad de Hierro). Las edades de la historia, también son períodos de tiempo agrupados por características comunes, sobre todo de tipo político: Edad Antigua, con predominio de monarquías teocráticas; Edad Media, con un sistema político feudal, Edad Moderna, gobernada Europa por monarcas absolutos; y Edad Contemporánea con la aparición de los sistemas democráticos.

Edad escolar es aquella comprendida entre los 5 y los 18 años donde el niño concurre a la escuela de modo obligatorio, a aprender los conocimientos acumulados a través de las generaciones.

Edad mínima, es la menor requerida para ingresar a alguna actividad o realizar una acción. Por ejemplo, para sufragar se requiere una edad mínima de 18 años. Edad máxima es aquella por encima de la cual, ya no se permite alguna actividad. En general son discriminatorias.

Tercera edad, es la que comprende a personas mayores de 65 años.

Estas edades a las que hemos hecho referencia se refieren a las edades cronológicas contadas por minutos, días, semanas meses o años. Así decimos que un bebé tiene 11 meses y tres días, o que un adulto tiene 50 años y cuatro meses. Sin embargo, hay otras edades, como la edad mental, que muchas veces no coincide con la cronológica. Un niño de siete años puede tener un desarrollo evolutivo o madurativo más rápido teniendo un coeficiente intelectual correspondiente a un niño de 10, o un retraso evolutivo, con una edad mental, por ejemplo de 5 años.