Concepto de educación física

Dentro de la educación en general, como proceso formativo del espíritu humano, la educación física contribuye a su pleno desarrollo, capacitando el cuerpo, través del entrenamiento, y combinando la actividad mental de sincronización de movimientos, aceptación de reglas, con la actividad física, mejorando la aptitud motriz. Es también muy importante como factor de socialización.

El poeta romano, Décimo Junio Juvenal, sostuvo la siguiente afirmación “Mens sana in corpore sano” tratando de lograr un pleno equilibrio físico y mental para hallar la plenitud humana.

El filósofo empirista y liberal inglés John Locke, usó por primera vez la expresión Educación Física en el siglo XVII, dándole mucha importancia a la esgrima, la natación y la equitación, además de los juegos, para fortalecer el cuerpo y el espíritu, a través de esfuerzos y rigores.

Está comprobado que las personas deben practicar ejercicios individuales o grupales, para tener una vida saludable, y el fin de la educación es la formación integral del individuo, que no puede limitarse a su intelectualidad.

La educación incluye también, y fundamentalmente, la enseñanza de valores, entre los cuales la salud, es muy importante. Está comprobado que la práctica deportiva aleja a los adolescentes de la calle, y sus consiguientes riesgos, como la droga o el alcohol.

Esta función educativa se cumple fundamentalmente a través de las escuelas, que incluyen a la Educación Física como asignatura en todos los planes de estudios básicos, y sobre todo de los clubes. La Educación Física sin embargo, no debe ser privativa de la infancia y la adolescencia, sino que debe extenderse a toda la vida humana, respetando sus condicionamientos, para lograr una mejor calidad de vida.