Concepto de nativo

La palabra nativo procede etimológicamente del latín “nativus”, con el significado de ser originario, nacido en un determinado lugar y propio de él. Se aplica a cosas, costumbres, vegetales, animales y al ser humano. Ejemplos: “Los nativos de las Indias Occidentales, recibieron con curiosidad a los europeos en el siglo XV, y algunos los confundieron con enviados de sus dioses, mientras otros fueron muy hostiles, sospechando sus objetivos de conquista”, “Juan es descendiente de esclavos africanos, y aunque hace tiempo que vive en Europa sigue practicando muchas de sus costumbres nativas”, “El festival contó con la presencia de músicos y bailarines que recordaron las danzas nativas de la región”, o “Ser nativo de un lugar te habilita al cumplir cierta edad para ejercer los derechos políticos inherentes a la ciudadanía, como ciudadano nativo”. Cada uno de nosotros es nativo de la localidad, provincia y/o estado en el que nació.

Concepto de nativo

El conjunto de plantas nativas de un lugar integran su flora autóctona, y los animales, su fauna, ya que han nacido y crecido allí de modo natural o espontáneo sin que el hombre haya intervenido en el proceso e incorporado especies exóticas. Cuando las especies son exclusivas de un lugar se denominan endémicas.

Como ejemplos de flora nativa podemos mencionar en Argentina, el algarrobo blanco, el jacarandá, el ombú y el cedro misionero, y entre su fauna nativa, el tatú carreta, el coatí, el guanaco, la llama, la vicuña, el ñandú, el yacaré y el coatí.

Un mineral nativo es el que podemos encontrar en estado puro sin formar compuestos, como sucede con el oro, la plata, el diamante o el azufre.