Concepto de quelonio

La palabra quelonio se usa en Zoología, y se trata de un neologismo que se derivó del griego χελώνη (léase “khelone”) con el significado de “tortuga” y apareció en el idioma francés a fines del siglo XVIII, extendiéndose luego al resto de las lenguas.

Los quelonios son un grupo de reptiles anápsidos (sus cráneos carecen de fosas temporales) llamados Sauropsidas que están en nuestro planeta desde hace doscientos millones de años. Son ectotérmicos, por lo cual la temperatura ambiente determina sus actividades metabólicas. Casi toda su columna vertebral se encuentra soldada al caparazón, que es una dura envoltura ósea que le sirve de protección a los órganos internos del animal.

Concepto de quelonio

Su reproducción es ovípara, pero no incuban sus huevos, los que depositan en huecos o nidos cavados en la tierra, donde el sol pueda calentarlos y hacerlos nacer.

El caparazón está compuesto en su parte superior, por el escudo o espaldar, adonde se sueldan las costillas y las vértebras, con formato algo abombado, que se integra con placas óseas, agrupadas en cinco hileras, que se unen por sus bordes. En posición ventral y con forma aplastada, poseen un plastrón o peto, que es una pieza dérmica y única, que en las hembras es plano y en los machos más cóncavo. En general gruesas escamas recubren ambas partes del caparazón.

De la parte delantera del caparazón sale la pequeña cabeza, y a sus lados las dos cortas patas delanteras. De atrás del caparazón asoman la mínima cola al medio y una pata corta a cada uno de sus lados. De los dedos solo sobresalen las garras, ya que están unidos por una piel. Su tronco es de poco extenso y ancho. No tienen dientes. Su mandíbula se encuentra recubierta por un pico córneo. La muda de su piel y de los escudos de su caparazón, es paulatina.

Una característica distintiva de las tortugas es su andar lento, aunque se desplazan bastante. Viven en promedio unos cincuenta años. La mayoría se alimenta de vegetales, aunque algunas pocas son omnívoras. Cuando la temperatura desciende, hibernan.
Dentro de los quelonios encontramos las tortugas terrestres, las marinas y las de agua dulce, todas conocidas como Criptodiros. Otro suborden es el de los pleurodiros, cuya especie típica es la pelomedusa africana.