Concepto de trasplante

La palabra trasplante es de origen latino, y está compuesta por el prefijo “tras” que indica “hacia otro lado” y por el verbo “plantare”. Se aplica a la acción de los pies tocando el suelo y quedándose allí, fijos en el lugar”. Es por ello que trasplante significa que algo se saque del lugar donde está fijo o arraigado y se lo lleve a otro sitio.

Lo que puede ser objeto de trasplante puede ser una planta, o sea un vegetal, como cuando se extrae el bulbo de la tierra y se lo planta en otro lugar o se saca la planta de una maceta para llevarla a un lugar donde tenga más espacio para desarrollarse, una maceta más grande o directamente a un espacio de tierra abierto.

Concepto de trasplante

También puede existir un trasplante cultural cuando personas, instituciones o costumbres, manifestaciones artísticas, y hábitos de un lugar, son llevados a otro. Por ejemplo, el caso de la iglesia católica que se arraigó en América luego de la conquista, implantándose también las costumbres europeas y destruyendo las locales.

En Medicina se usa la palabra trasplante para nombrar la técnica (muy riesgosa y compleja) de trasladar un órgano (tejidos o células) sanos desde el organismo de un donante, hacia otro cuerpo receptor que lo necesita para reemplazar a un órgano similar enfermo, y poder así cumplir mejor sus funciones vitales. En muchos casos, puede salvar la vida de un paciente o mejorar notablemente su calidad de vida.

Esta técnica despertó el interés científico desde la antigüedad pero no se obtenían éxitos debido a la gran incidencia del rechazo y las infecciones, y la incapacidad de la ciencia para prevenirlos o combatirlos. Un trasplante eficaz en humanos fue de córnea, el que pudo realizar en 1905 el médico checo Eduardo Zim. Las técnicas fueron perfeccionándose a partir de la segunda mitad del siglo XX. El primer trasplante de corazón lo hizo Christiaan Barnard, un médico sudafricano en 1967, pero el trasplantado vivió solo dieciocho días luego de la cirugía, afectado por una neumonía.

Actualmente los trasplantes que se realizan son muchos y con resultados gratamente sorprendentes: de córnea, de intestino, de riñón de pulmón, de corazón, de hígado, de páncreas, de médula, etcétera.