Concepto de veta

La palabra veta significa lazo o cinta y procede en su etimología del latín “vitta”. Se aplica a cualquier faja de materia que se distingue de aquella en la que está contenida.

En las maderas

Es muy común hablar de vetas en relación a la madera, lo que las distingue unas de otras especialmente en la fabricación de muebles. Los troncos de los árboles presentan en su interior una especie de dibujos que se aprecian al talarlos. Esos “dibujos” se deben a la estructura de los troncos, que poseen tubos que conducen el agua y los minerales que contiene, desde la raíz hacia las hojas. Las vetas se producen en relación a la dirección de crecimiento de las fibras celulares de la madera. Cada año los troncos y las ramas de los árboles agregan una nueva capa de crecimiento en forma de anillos que se aprecian en su corte. En las vetas suelen aparecer nudos, que son los lugares donde nacen las ramas, y así podemos apreciarlos decorando las vetas. Una de las especies más atractivas para la industria del mueble en cuanto a sus vetas es el nogal que tiene vetas oscuras, rectas y paralelas. Las vetas lucirán de modo diferente según el corte que se le realice a la madera, los que pueden ser radiales, tangenciales o transversales. También se pueden crear artificialmente una apariencia de vetas en las maderas.

Concepto de veta

En Geología

En Geología, una veta o filón, son láminas de minerales que se incrustan en las rocas a través de sus fisuras, y que en general poseen gran valor económico; y el hallazgo y extracción de los minerales de las vetas es una tarea que realizan los mineros.

Por extensión

En sentido coloquial se habla de veta para referirse a las capacidades o inclinaciones, que como franjas de aptitudes posee una persona. Por ejemplo: “A mi hijo le observo una veta artística que es necesario desarrollar” o “Mi veta más preciada es en el terreno futbolístico”.