Concepto de contemplación

La palabra contemplación del latín “contemplatio” hace referencia a la acción y también al efecto de contemplar, verbo que procede en su etimología del latín “contemplare”, vocablo integrado por el prefijo “cum” que alude a compañía o acción participativa y el sustantivo “templum” en el sentido de templo o lugar desde donde los augures, uno de los colegios sacerdotales de la Roma antigua, observaban el vuelo de las aves para consultar a través de ellas a los dioses si era el lugar adecuado para erigir el santuario destinado al culto.

Concepto de contemplación

En la actualidad contemplación puede significar prestar mucha atención a algo: “Contemplé con estupor la escena del crimen”, “Contemplé con orgullo el cuadro que logré pintar”, “Contemplé fascinado el hermoso amanecer” o “Contemplé con alegría los logros de mi hijo”.

Puede además usarse para nombrar al estado espiritual que vivencia una persona cuando logra abstraerse de sus pensamientos y sensaciones. Ese vacío mental se acompaña de paz interior y de la ocasión propicia para que el alma se despliegue en plenitud, siendo una experiencia de tipo mística. Puede llegarse al estado contemplativo a través de la oración religiosa cuando se logra el encuentro espiritual con Dios, siendo el Oficio Divino la oración contemplativa por excelencia en el cristianismo; o por medio de la meditación, como es practicada entre otros, por los maestros budistas zen.

En este sentido espiritual podemos mencionar las obras literarias del monje jesuita Francisco Jalics, nacido en 1927, tituladas "Ejercicios de contemplación..." de 1928 y el "Camino de la contemplación" publicado en 2006, donde relata sus propias experiencias en la oración contemplativa que lo acerca a Dios.

También puede referirse a atender las especiales cualidades o circunstancias de algo o de alguien para darles un trato especialmente bondadoso y amable. Ejemplos: “En contemplación al estado de la ciudad este año cobraremos menos impuestos a sus habitantes” o “Tuve contemplación con mi vecina que es muy anciana y le ayudé con las tareas domésticas”.