Concepto de etnocentrismo

El etnocentrismo es la posición extremista, que considera la propia cultura o etnia como centro, o con rango de supremacía, o sea, que todo lo que no coincida con los valores establecidos por la cultura de quien la posee y predica como superior y única válida, debe ser erradicado. Expresiones como “mi religión es la única verdadera”, “tus costumbres son incivilizadas” o “la cultura europea es más avanzada que en el resto del mundo”, son ejemplos mínimos de tales creencias y modos de concebir el mundo, que puede llegar a límites insospechados.

La postura etnocentrista debe ser cuestionada por que redunda en discriminación, que en muchos casos puede llegar como dijimos a situaciones aberrantes, como lo que sucedió durante la conquista de América, en la Alemania nazi, o en el apartheid. Son las máximas manifestaciones del etnocentrismo, el racismo y la xenofobia.

El etnocentrista tiene una mirada particular de observar al mundo desde su óptica personal, arrogante, soberbia y despectiva, pudiendo ser ejercida esta actitud en forma individual o colectiva.

Es una posición opuesta al etnocentrismo, se halla, el relativismo cultural que si bien valora la propia cultura, y predica la exaltación de sentimientos tales como los de patria o nación, considera a las demás culturas dignas de respeto, e incluso con posibilidad de intercambio cultural y aprendizaje mutuo, salvo cuando violan normas éticas de validez universal, como pueden ser el derecho a la vida. En este sentido no es etnocentrista predicar por ejemplo, desde la comunidad internacional, que se erradique en los países musulmanes la pena de muerte para las adúlteras.