Concepto de guardia

El origen etimológico de la palabra guardia lo hallamos en el gótico “wardja” siendo su significado el de centinela o vigía.

La guardia cumple una función de vigilancia, cuidado y resguardo, por lo cual se usa este término en varios ámbitos:

Las guardias militares cumplen una función de defensa y protección frente a los avances o ataques enemigos. Un ejemplo es la Guardia Real española, que está integrada por los miembros de las fuerzas de tierra, mar y aire, que cumple además de la función de protección; entre otras, las de rendir honores al rey, apoyar la casa real y escoltarlo. También protegen a la familia real y a los invitados o visitantes extranjeros.

Concepto de guardia

Las guardias de seguridad suelen colocarse en lugares donde se guardan dinero o documentos o piezas valiosas, para evitar su sustracción. Por ejemplo, se colocan guardias de seguridad en entidades financieras, inmobiliarias, compañías de seguros, comercios importantes, museos, etcétera. En general los guardias se alojan en puestos llamados también de guardia, ubicados en lugares en altura, donde pueden tener visualización de todo el lugar que deben vigilar.

La policía municipal que custodia las ciudades para evitar que se produzcan situaciones de inseguridad o para reestablecer el orden si ha sido alterado, también se denomina guardia urbana. Las guardias civiles cuidan la seguridad interna de zonas rurales y fronterizas.

Existen servicios de guardia en algunos organismos cuyas funciones son esenciales y que necesita que sigan funcionando más allá de los horarios establecidos, durante las 24 horas, o en períodos de vacaciones. Por ejemplo los servicios de guardia en clínicas, sanatorios u hospitales atienden día y noche los casos de urgencia en temas de salud que se presentan. Otro tanto sucede con las Farmacias que se turnan entre ellas, cuál es la que deberá brindar servicio nocturno cada día de la semana.

La expresión “ponerse en guardia” quiere decir que se ha tomado una actitud defensiva: “El hombre se puso en guardia, cuando detectó la presencia de extraños merodeando en su propiedad”.