Concepto de guarnición

Procedente y derivado en su etimología del verbo alemán “warnon” y del castellano antiguo guarnir, con guarnición se designan adornos o accesorios que rodean una cosa con fines de protección, acompañamiento, adorno o complemento.

En el ámbito culinario recibe el nombre de guarnición a toda aquella preparación alimenticia que acompaña al plato principal. Por ejemplo, si consideramos como principal un plato de carne o pollo, la guarnición podría estar constituida por patatas fritas u horneadas, ensalada o arroz, que le dan un atractivo especial de color y sabor, por ejemplo “pedí un pollo a la suiza, y si bien estaba sabroso, la guarnición no era completa”.

Sin embargo no hay nada en ello que sea determinante, pues en ciertas ocasiones un plato de arroz o pasta, puede servirse también como plato principal, especialmente si incluye alguna salsa.

En igual sentido, de adorno o agregado complementario, se usa en el rubro de la indumentaria: “una hermosa guarnición de brillantes, destacaba su fina cintura”

En el ámbito militar, se habla de guarnición para designar a las tropas, en general destacamentos de poco número de integrantes y no demasiados armamentos, que se colocan en un lugar para su defensa, por ejemplo: “la guarnición se apostó en el palacio, mientras el rey pronunciaba su discurso”, o “un grupo de kelpers admitieron en marzo de 2012 que Gran Bretaña expulsó a una guarnición militar argentina de las islas Malvinas, que se encontraba allí para custodiarlas, en el año 1833”.

Es también guarnición la parte de las espadas u otras armas con mango, colocadas para proteger la mano de quien las sostiene.