Concepto de liberalismo

Se conoce como liberalismo la ideología política, social y económica, propia de la burguesía, que adquirió ese nombre en el siglo XIX, que atiende al individuo y la intangibilidad de sus derechos, por encima del Estado y critica cualquier traba a su libertad, ya sea civil, social o económica, salvo que sea impuesta para no perjudicar a terceros. El liberalismo se opone a cualquier forma de privilegio.

El liberalismo ya había dado muestras de su poder, en la derrota al sistema monárquico absoluto y a los privilegios feudales, al lograr incorporar en la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano (1789) durante la Revolución Francesa, esos principios de protección a la propiedad privada como derecho inalienable; la libertad en todas sus manifestaciones (religiosa, de opiniones, de tránsito) y la igualdad. También inspiró la Constitución Francesa de 1791.

Concepto de liberalismo

El pionero del liberalismo económico fue Adam Smith (1723-1790) preconizando el rol pasivo del Estado frente a la actividad de los particulares, que verían acomodadas sus relaciones comerciales mediante el equilibrio ofrecido por la ley de la oferta y la demanda de mercancías.

El liberalismo económico como doctrina, sufrió con la crisis de 1930, un proceso de agotamiento, ya que no podía responder a las necesidades de los sectores más vulnerables, lo que hizo que el Estado comenzara a intervenir en las cuestiones económicas para asegurar la equidad, dando nacimiento al Estado de Bienestar, que hacia 1970, también mostró su agotamiento y dio nacimiento al neoliberalismo, que nos ha mostrado sus injustas consecuencias, como la precarización laboral y el desempleo.

En cuanto al liberalismo político, es el que se opone a las dictaduras, recayendo el poder en el pueblo que elige como soberano, a sus dirigentes, sin condicionamientos, y por un tiempo limitado, al cabo del cual, el poder soberano retorna a su legítimo dueño: el pueblo.