Concepto de príncipe

La palabra príncipe procede del latín “princeps”, vocablo integrado por “primus” que hace referencia al “primero” más la raíz del verbo “capere” en el sentido de “tomar” o “asir”, queriendo significar “el primero en algo”. En la antigua Roma se le decía “prínceps senatus” al senador más valorado en su opinión, que en general era el de mayor experiencia.

En la constitución del Imperio Romano que sucedió al período republicano, Octavio logró vencer a Marco Antonio en el año 31 a. C en la batalla de Accio, quedando como heredero único y total de Julio César. En el año 27 antes de Cristo, Octavio quien asumió como Augusto, recibió del Senado la posición de “prínceps” o primer ciudadano, inaugurando así la primera parte del período imperial conocida como Principado. En este primer momento de su reinado es un ciudadano más, pero el más importante, el primero (prínceps”). Más adelante irá concentrando en su persona paulatinamente muchos más poderes. El título de príncipe se tornó hereditario.

Concepto de príncipe

Sociológicamente en las sociedades aristocráticas, el príncipe es aquel individuo varón (el femenino sería princesa) que integra la nobleza y es uno de los hijos del rey.

Príncipe de Asturias es el nombre que recibe desde el año 1388 el heredero al trono español, habiendo sido el primero, Enrique de Castilla.

En Gran Bretaña el heredero de la Corona recibe desde el año 1301, el título de Príncipe de Gales, siendo el primero, el que luego sería, al asumir como rey, Eduardo II.

También en la iglesia católica se usa el término para designar a los cardenales con posibilidad de suceder al Papa.

“El Príncipe” (1513) es el título del libro de Nicolás Maquiavelo, de contenido político y práctico, que enseña las características que debiera reunir un gobernante para tener éxito, basado en la observación de diferentes Estados y sus gobernantes.

“Príncipe y mendigo” es una novela de Mark Twain, publicada en Canadá en 1881 y en Estados Unidos en 1882. Trata de dos niños físicamente iguales, uno mendigo y el otro príncipe, que intercambian identidades.

“El Principito” publicado en 1943, es una novela de Antoine de Saint-Exupéry (1900-1944) un aviador de nacionalidad francesa. El libro, pleno de sabiduría y enseñanzas no solo es recomendable para los niños a quienes está dirigido, sino también para los adultos, ya que por la profundidad de los razonamientos puede ser muy apreciado por todos.

Los príncipes junto a las princesas son los principales protagonistas de los cuentos de hadas, caracterizados en general como apuestos y valientes.