Concepto de salsa

La palabra salsa procede del latín “salsum”, participio pasivo de verbo “sallere” con el significado de salar. La salsa es algo salado.

En Gastronomía, una salsa es una mezcla de ingredientes (tomates picados, carne molida, cremas, hierbas aromáticas, frutos secos, etcétera) con consistencia líquida o cremosa (como el caso de la salsa blanca o bechamel) que se usa para el acompañamiento de platos fríos o calientes. Habitualmente las pastas suelen servirse con salsas diversas. Una muy simple y a base de tomates es la salsa filetto. La misión de las salsas es acentuar el sabor de la comida, su aroma y su color. Hay salsas suaves y otras picantes. Algunas son dulces y otras saladas o ácidas. También pueden ser frías o calientes, que son la mayoría.

Concepto de salsa

Como música y danza la alegre salsa, es una combinación de ritmos afroamericanos y europeos, especialmente el jazz, que se originó en la ciudad de Nueva York (Estados Unidos), pero la fusión habría sido obra de la población negra caribeña. Nació como música, pero en la década del 70 se impuso la danza en Nueva York, de la mano de cubanos y portorriqueños, que al exportarse a otras ciudades adquirieron algunas particularidades propias, formando varios estilos (estilo Nueva York, estilo Los Ángeles, cubano, venezolano, etcétera).

Todos los estilos de salsa tienen tres cambios de pasos, que se realizan en cuatro medidas temporales. Su compás es 4/4. Los pasos de la pareja son en espejo. Contienen movimientos de caderas y kick (zapateo, que es como una patada corta al aire). Los brazos pueden ir abiertos, para tomarse de las manos con el compañero, girar o dar vueltas alrededor del otro. Si están en posición cerrada el que tiene el liderazgo, coloca su mano derecha sobre la espalda del seguidor, y éste su mano izquierda en el hombro del primero.