Concepto de accidente

Se denomina accidente (del latín “accidens” que significa suceder y “cadere”, caerse) a aquel acontecimiento eventual, que muchas veces ocasiona algún daño, o que al menos altera la normalidad de los hechos. Los accidentes suceden en forma inesperada, y tienen que tener una conexión causal con el hecho imprevisto que lo motiva. Por ejemplo, un choque automotor ocurrirá por accidente, si uno de los autos o ambos, colisionan por que una cerrada niebla no les permite ver al otro vehículo, o porque se cruza un peatón, y el auto para evitarlo, hace una maniobra embistiendo a otro auto.

Se denominan accidentes de trabajo cuando estos hechos ocurren en el ámbito laboral, y un operario resulta lesionado, mientras desempeña sus funciones. Por ejemplo, se corta utilizando un empleado la máquina de cortar fiambres. La ley 24.557 de riegos del trabajo (Argentina) define a los accidentes laborales en su artículo 6, como todo acontecimiento, que recibe las calificaciones de súbito y violento, que sucede por el hecho o en ocasión del empleo, o en el trayecto habitual y ordinario, desde su casa al trabajo.

Otro significado es el de calidad o estado no esencial de una cosa. Es lo opuesto a la sustancia. Por ejemplo la esencia del ser humano es su calidad de individuo dotado de cuerpo y alma, con capacidad de razón. Los accidentes son, su sexo, su altura, su color de piel o de cabello, etcétera.

Son accidentes geográficos las unidades geomorfológicas, caracterizadas por la altura, la pendiente, la orientación, tipo de suelo, estratificación y exposición de roca. Los accidentes geográficos más destacados, son los océanos y los continentes.

En el lenguaje se llaman accidentes gramaticales, las modificaciones de las palabras que sufren para designar género, número, modo, etcétera.

En medicina se denomina accidente cerebrovascular (ACV) a la hemorragia cerebral, embolia o trombosis de los vasos sanguíneos del cerebro.

En música se llama accidente al signo con que se altera la tonalidad de un sonido.