Concepto de arrebato

Varios son los significados que el Diccionario de la Real Academia Española de la Lengua le otorga al término arrebato. Uno de aquellos es el que determina que esta palabra que nos ocupa vendría a definirse como el furor que es fruto de la intensidad que otorga una pasión, y más concretamente esta vendría a ser la ira.

Partiendo de esta explicación, podríamos utilizar un amplio conjunto de oraciones para que fueran ejemplo de la misma. No obstante, una que refleja muy bien lo que queremos expresar es la siguiente: En un arrebato de cólera por todo lo que había sucedido, Juan rompió todas las fotos en las que aparecía con su novia.

De la misma forma, también tenemos que subrayar que el concepto que ahora nos ocupa es empleado en otras muchas ocasiones como sinónimo de éxtasis. Esta es una palabra que se define como el estado que experimenta el alma de una persona cuando se siente embargada por sensaciones como la alegría o la admiración.

Asimismo, el diccionario citado anteriormente le otorga otra acepción diferente a arrebato. Más exactamente determina que es un término que puede emplearse en el campo de la ciencia, y más concretamente en el de la Medicina, para hacer referencia a una enfermedad que se identifica por ser súbita y de carácter grave.

Y eso sin olvidar tampoco tenemos que subrayar que en Cuba esta palabra que estamos analizando se utiliza como “arrebatón” que es un tipo de robo que se realiza por sorpresa y con mucha rapidez.

A todo ello habría que añadir finalmente que en el ámbito judicial se habla con mucha frecuencia de “arrebato y obcecación”. Unos términos que vendrían a describir unas circunstancias que vienen a atenuar la responsabilidad penal.