Concepto de bloque

La palabra bloque proviene del germánico occidental “blok” de donde fue tomado por el idioma francés como bloc, y de allí pasó a nuestra lengua, con el significado de trozo de tronco, pasando por extensión a designar cualquier objeto material o inmaterial, de gran tamaño, compuesto por muchas partículas o elementos unidos en un todo único; por ejemplo, bloque de hielo, bloque de cemento, bloque de tierra, bloque de piedra (roca) bloque habitacional (conjunto de departamentos que forman un complejo) bloque comercial, etcétera. El tamaño de los bloques es variable, hablándose de pequeños, medianos y grandes bloques.

Los países para aumentar su poder forman bloques, uniéndose con otros para fines políticos: económicos (como el MERCOSUR o la Unión Europea) ideológicos (bloques capitalista, liderado por Estados Unidos, y comunista, bajo el dominio de la Unión Soviética, enfrentados en la denominada “Guerra Fría”) o bélicos, como la OTAN, para defenderse de los posibles ataques soviéticos; o el Pacto de Varsovia integrado por Estados de Europa Oriental en contra ofensiva por la creación de la OTAN.

Los partidos políticos también pueden formar bloques, para reforzar sus posiciones eleccionarias y tener mayores posibilidades de triunfo, o partidos que se integran con personas políticamente independientes como el Bloque Nacionalista Gallego.

Con respecto a las personas, hablar de bloques, es considerarlas en su conjunto, sin reconocer sus particularidades; por ejemplo, “reunió a sus empleados y les dio las órdenes en bloque (para todos)”.

En Mecánica, se usa la palabra bloque, para designar a la pieza de fundición que se coloca en los motores de explosión, y donde se labra el cuerpo de los cilindros, confeccionada en hierro fundido o aluminio y por donde circula el agua de refrigeración.