Concepto de cierre

Se designa con cierre, a la operación que sirve para dar algo por terminado o acabado o para dejarlo sin posibilidades de vista o salida al exterior. Alude, además al objeto o instrumento que sirve para ese fin, como el caso de la cremallera que en muchos países recibe el nombre de cierre, y se utiliza para unir dos partes de una prenda, bolso, monedero o valija.

En el periodismo, se habla de cierre de edición, para indicar el momento en que ya se han publicado las noticias de la fecha. En un comercio, el cierre de caja, se aplica al momento en que ya no se realizan por esa jornada operaciones comerciales, y comúnmente se efectúa el arqueo. También se usa el término para designar el momento de finalización de una competencia, de operaciones bursátiles, del tiempo para dar exámenes, etcétera. Por ejemplo, un maestro podría decir: “estoy muy ocupado corrigiendo exámenes; es que estoy en fecha de cierre de notas” o por parte de un corredor bursátil: “fue una lástima que las acciones de la compañía redujeran su valor a la hora del cierre de las operaciones”.

El cierre de una empresa significa que ya no abrirá sus puertas, lo que puede resultar de la decisión voluntaria de sus dueños, de una declaración de quiebra o de una clausura como sanción administrativa. Cuando los dueños cierran una empresa ex profeso para obligar a los empleados a acatar ciertas disposiciones, se denomina a esta acción, lock out.

En los casos de un comercio que ya no abrirá sus puertas suele realizarse una rebaja de las mercaderías que le quedaron en existencia, denominando a esto, liquidación por cierre definitivo.