Concepto de circuito

El origen etimológico de la palabra circuito lo encontramos en el latín “circuitus” que se refiere al efecto del verbo “circumeo” que designa la acción de “moverse en derredor de algo”.

Con circuito se designa un itinerario que partiendo de un punto, describe una vuelta para luego retornar al sitio de donde se inició. Son en general curvas cerradas sobre un terreno que se establecen con diversos fines: “La travesía consistía en recorrer lugares montañosos y escabrosos contenidos dentro de un circuito”, o “La carrera automovilística se desarrolló en un circuito de pocos kilómetros”.

Concepto de circuito

En Economía se denominan circuitos productivos al ciclo que comienza con la obtención de la materia prima, y luego de recorrer varias fases (elaborar el producto, transportarlo y venderlo) llega al usuario para su uso o consumo.

En Electricidad, la fuente de electricidad de un circuito siempre debe tener dos terminales, una de carga positiva y otra de carga negativa, interconectadas. Consta de varios elementos, donde están conectados conductores y cables que permiten que circule dentro de él la corriente eléctrica, y abastecer así de energía donde se necesite, con influencia de un voltaje, y teniendo también como medios de regulación, resistencias. Dentro del circuito, las cargas positivas se desplazan desde los puntos de mayor potencial hacia los de valor menor; las negativas al revés. Como medios exteriores que sirven para elevar el potencial de las cargas, se usan la dínamo y las pilas y baterías químicas. Se logra así un circuito cerrado.

En un circuito magnético existe un campo magnético en el cual sus líneas de fuerzas marcan una trayectoria cerrada, para lo cual se usan materiales ferromagnéticos, que tiene una permeabilidad muy superior a la del aire, para lograr atraer las líneas de fuerza del campo magnético. En este circuito, a veces se intercalan espacios donde se colocan materiales no ferromagnéticos, que se denominan entrehierros, que constituyen material aislante.