Concepto de Intendente

Del latín “intendentem” con el significado de “encaminar” o “dirigir”, el vocablo intendente, se aplica a todo aquel que fija el rumbo como jefe de alguna empresa del Estado. En Ecuador, es el nombre que designa a la autoridad de policía provincial y en Uruguay, Paraguay, Chile y Argentina es quien desempeña el Poder Ejecutivo del municipio, ciudad o departamento. En Argentina al cargo de Intendente se llega por elección popular, y es quien administra el municipio, lo representa ante organizaciones civiles y gubernamentales y aplica las normas u ordenanzas municipales, dictadas por el Concejo Deliberante; en Chile el Intendente asume por designación del Presidente de la República. En algunos países como España el de Intendente es un cargo en la jefatura del ejército. En Colombia el Intendente es quien se desempeña en un escalafón de jerarquía de la Policía nacional.

Concepto de Intendente

Originariamente, el cargo de Intendente surgió en Francia a mediados del siglo XVI, para designar al funcionario que se desempeñaba con funciones policiales, judiciales y económicas dentro de ciertos límites territoriales (la Intendencia). El cardenal Richelieu, que dirigió la política francesa entre 1624 y 1642, para acrecentar el poderío real y menguar el de la nobleza, reactivó el cargo de Intendente que de ayudantes de los gobernadores pasaron a acaparar muchísimas funciones propias. De allí Felipe V lo replicó en España, creando este cargo subordinado al rey especialmente con atribuciones dentro del ámbito económico, llegando a la América española en el siglo XVIII donde se creó el Sistema de Intendencias, una de las grandes innovaciones de las reformas borbónicos en el plano político que contribuyó a centralizar más el poder en el rey, que era el encargado d elegir a los intendentes que se radicarían en América.