Concepto de Ontología

“Onto”, en griego significa ser; y “logos” es tratado, con lo cual según su etimología la Ontología se ocupa del estudio del ser. De este modo la concibió el filósofo griego Aristóteles, o sea, como la ciencia que se ocupa del ser en cuanto tal. No le preocupan las realidades particulares como la Metafísica en sus distintas especialidades, que trata temas específicos como el yo, el mundo o Dios. La Ontología es una Metafísica general, que se ocupa del ser en su universalidad, sentando principios válidos para todo lo existente. Sus preguntas fundamentales hacen a la existencia misma de los entes. Se interroga sobre si existen los números, las ideas o Dios, que no pueden captarse por la experiencia sensible; y la relación que existe entre las cosas que existen empíricamente, por qué existen y cual es el motivo de su movimiento, distinguiendo entre sustancias y accidentes.

Kant (1724-1804) intentó captar al ser de modo no dogmático, entendiendo a la Ontología como el estudio de los conceptos apriorísticos (nacidos antes de la experiencia). Como ciencia de las esencias la concibió Husserl (1859-1938), mientras que Heidegger (1889-1976) la consideró como una Metafísica de la existencia, estudiando las condiciones que hacen que la existencia sea posible.

Nicolai Hartmann (1882-1950” escribió en 1935 “Los fundamentos de la Ontología” donde expone una Ontología crítica. Propone utilizar el método fenomenológico para estudiar la realidad sistemáticamente. El método fenomenológico busca las estructuras esenciales de los conceptos, unificando ciencia y experiencia, aceptando la intuición como modo de aprehender la realidad, que es interdependiente entre hombre y mundo.