Concepto de campo semántico

Entendida la semántica como el estudio de la significación de las palabras, se denomina campo semántico a todas las palabras que comparten un “sema” o significado, y eso es lo que establece entre ellas una relación, que depende de factores ajenos a la lingüística (extra lingüísticos).

Sin embargo, las que integran un campo semántico, muchas veces no son palabras idénticas en su significado (salvo los sinónimos) sino que se diferencian por otros rasgos semánticos. Por ejemplo, una pared y una reja, presentan como significado común ser obstaculizadoras del tránsito (sema común) pero la pared es una construcción de ladrillos, y la reja, es de hierro (sema distintivo).

No debemos creer que una palabra incluida en un campo semántico, no pueda pertenecer a otros. Por ejemplo la palabra perro comparte el campo semántico con el resto de los animales domésticos, pero también podría integrar otro con vertebrados, que podría incluir animales no domésticos. Para que exista entonces, campo semántico debe haber una asociación entre las palabras que lo componen y su significación.

Dentro del campo semántico pueden establecerse relaciones equivalentes, cuando las palabras son sinónimas, por ejemplo: casa, vivienda, morada, residencia. Otras relaciones son de tipo lineal cuando la relación compone una serie, como ocurre con los días de la semana o el parentesco en línea recta (abuelo-padre-hijo-nieto). En la hiponimia un significado está incluido o contenido en el anterior, por ejemplo, los distintos modelos de una marca de automóvil. Cuando una cosa es parte de otra, se dice que son hiperónimos. Por ejemplo los dedos con respecto a la mano al pie.