Concepto de quirófano

La palabra quirófano fue acuñada en el año 1892 por el cirujano español Andrés del Busto López tomando del griego los términos “kheiro” = mano y “phan” = cristal. La estrenó para nombrar el también nuevo lugar especialmente equipado para cirugías y que tenía como novedoso que permitía que estudiantes y otros profesionales médicos pudieran observar desde otra sala contigua y a través de un vidrio, la operación. No es que apareció el primer quirófano en 1892, pues ya los había en el mundo antiguo, sino que no tenían esa denominación especial ni eran vidriados, o sea, no se mostraba lo que allí acontecía.

Concepto de quirófano

Se entiende por quirófano, los recintos especiales donde se realizan las intervenciones quirúrgicas en forma manual, que pueden ser observadas a través de un cristal, extendiéndose luego el término a las salas de operaciones en general aunque sean lugares cerrados y no vidriados.

El quirófano debe estar ubicado dentro de un hospital o centro de salud, pero en lugar aparte, y allí trabajan sobre el paciente a operar, el equipo quirúrgico conformado básicamente por médicos cirujanos, anestesistas, cardiólogos e instrumentadores quirúrgicos, con acceso restringido solo a ellos, debiendo seguirse estrictas normas de asepsia, buena iluminación y control de humedad y temperatura. Deben contar con una camilla para cirugía, equipo de anestesia, lámpara quirúrgica, aspirador, instrumental y mesa de instrumental, desfibribilador y monitor de parámetros hemodinámicos. Existen otras áreas cercanas al quirófano donde los profesionales se higienizan y cambian antes y después de la intervención quirúrgica, ya que se usa ropa especial, guantes, barbijo y gorro que cubra la cabeza.