Concepto de anabólico

El término anabólico es un adjetivo empleado en el campo científico de la Biología con el que se define a todo aquello que es perteneciente o relativo al anabolismo. Una palabra esta que tiene su origen etimológico en el griego y en concreto en dos palabras: “ana”, que significa hacia arriba, y “ballein” que se traduce como lanzar.

Partiendo de ello tenemos que exponer que anabolismo es un concepto que, según el Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española, define a todo aquel “conjunto de procesos metabólicos de síntesis de moléculas complejas” a partir de otras que se caracterizan por ser más sencillas.

Por tanto, podemos ver que dicha palabra es una de las partes fundamentales que conforman el proceso del metabolismo. En concreto, el término que nos ocupa podemos decir que se encarga básicamente de dos cosas: del crecimiento y también de lo que es el almacenamiento de energía mediante lo que serían los enlaces químicos en moléculas de tipo orgánico.

En este sentido también es importante subrayar que según las biomoléculas que se sinteticen e intervengan en el anabolismo, este puede clasificarse en síntesis de glúcidos, replicación de ADN, síntesis de proteínas, síntesis de lípidos o síntesis de ARN, entre otras.

Además de todo lo citado, tenemos que subrayar que anabólico es un término que tiene una segunda acepción. En este caso, además de lo citado, suele emplearse para referirse a las sustancias que se encargan de llevar a cabo la síntesis de las proteínas corporales. Y eso sin olvidar que también están lo que se conoce como anabólicos androgénicos esteroides que son unas drogas sintéticas, derivadas de la testosterona, que lo que hacen es otorgar características sexuales masculinas.