Concepto de cabaré

La palabra cabaré procede del francés “cabaret”, muchas veces usada en el español en su escritura francesa, como extranjerismo.

Los cabarés son locales, surgidos en el siglo XIX, que poseen bares o restaurantes y que funcionan en horarios nocturnos brindando espectáculos para público adulto, donde pueden encontrarse varias manifestaciones artísticas para la satisfacción de los espectadores, como música, danzas, canciones, humor, magia, etcétera, combinados con juegos de luces, para brindar un ambiente distendido propenso a la diversión y el esparcimiento.

El tema del sexo es frecuente en los cabarés, siendo en este ámbito donde se mostraron inicialmente homosexuales y travestis.

Un ejemplo pionero de cabaré es el “Moulin Rouge” (Molino Rojo) edificado en 1889, durante la Belle Epoque, en el barrio rojo de Pigalle, en París, Francia, por el español Josep Oller. Las bailarinas de cancán eran una nota distintiva de este cabaré, que poco tiempo después de ser inaugurado, en 1893, protagonizó una situación escandalosa para la época, por organizar un desfile nudista. Casi al mismo tiempo, en 1890, se inauguró otro cabaré, en París, el Folies Bergère.

En España, los primeros cabarés estuvieron radicados en Barcelona, y fueron “Els Quatre Gats” inaugurado en 1897, y “El Molino”, en 1899. Alemania se sumó a la tendencia, abriendo sus puertas el primer cabaré en 1901, llamado “Überbrettl”. Berlín fue un gran exponente de la cultura de los cabarés, pero quedaron relegados y prohibidos con el acceso del nazismo al poder.

En Argentina, el primer cabaré famoso, data de 1910, y fue “El Armenonville”, en el barrio de la Recoleta, y fue testigo del paso de importantes cantantes de tango, como Vicente Greco que intervino en el acto de inauguración, y Carlos Gardel lo honró con un dúo que realizó con José Razzano, en el Año Nuevo de 1914. Juan Magglio, compuso un tango que lleva el nombre de este cabaré, en su honor.

Un cabaré de vanguardia, fue inaugurado en París en 1951, y fue el “Crazy Horse de París”. En nuestro siglo, siguen existiendo, pero ya no tienen el éxito de otras épocas.

En el cine, “Cabaret” es una película musical estadounidense, del año 1972, dirigida por Bob Fosse, con las destacadas actuaciones de Liza Minnelli, que encarna a la bailarina de un club nocturno, y Michael York, que se pone en la piel de un estudiante de Filosofía de Cambridge, siendo una adaptación de tipo libre del musical de 1966, titulado de igual manera, que compusieron, John Kander y Fred Ebb.