Concepto de inflamación

Del latín inflammatio, integrada por el prefijo que indica interno, “in”, por el sustantivo “flamma” en el sentido de fuego, más el sufijo de acción “tio” una inflación designa un órgano que se encuentra caliente, enrojecido, hinchado y duele, como síntoma de varias patologías.

Los tejidos conectivos vascularizados se inflaman como respuesta de defensa local ante un estímulo que puede ser un agente físico como un golpe, el frío o el calor, un agente químico, como un veneno, o la presencia de bacterias, virus, hongos o parásitos, que son agentes biológicos. Además de estos agentes externos, el propio organismo puede generar la inflamación lo que sucede con las enfermedades autoinmunes.

Concepto de inflamación

Pueden clasificarse las inflamaciones en agudas, que duran poco tiempo pero en general son graves, y crónicas que suelen ser menos graves pero persisten en el tiempo. El objetivo de la inflamación es luchar contra el agente que provoca el daño y sanar el tejido u órgano afectado.

Podemos en un análisis de sangre reconocer el proceso inflamatorio pues aumenta la cantidad de glóbulos blancos y la proteína C reactiva.

A modo de ejemplo, citaremos algunas inflamaciones específicas:

La inflación de los ganglios linfáticos, que sirven como defensa, se denomina científicamente linfadenopatía y ocurre en general por infecciones, cáncer o por problemas del sistema inmune. Se palpan frecuentemente en la ingle, axilas y detrás de los oídos. Puede responder a problemas poco serios o muy graves, lo que dependerá de la causa de la inflamación.

La enfermedad inflamatoria intestinal comprende una serie de trastornos (enfermedad de Crohn y colitis ulcerosa) que provocan inflamación en el intestino de modo crónico en alguna de sus partes.

También es frecuente la inflación de los pies, de los tobillos y a veces de toda la pierna, por acumulación de líquidos lo que con frecuencia sucede en días de calor y en personas adultas, obesas y ancianas.

La enfermedad inflamatoria pélvica, afecta el aparato reproductor femenino y es causada por bacterias y tiene como síntomas el dolor, secreción vaginal turbia y con mal olor y a veces fiebre.