Concepto de exclusión social

Se conoce como exclusión social a la persona o grupo que queda afuera de los beneficios que ofrece la sociedad a sus miembros, ya sean culturales, laborales, económicos, sanitarios, de seguridad o de participación política.

En general nunca la exclusión es total, y sin embargo cierta exclusión es sufrida por todos en el mundo capitalista (son muy pocos los que gozan de todas las oportunidades, especialmente ante el gran avance científico y tecnológico), pero existe mayor exclusión dentro de los países pobres y polarizados. Si bien la pobreza extrema causa exclusión, esto podría evitarse si el Estado implementara políticas de ayuda a los más necesitados para que puedan acceder a los beneficios que legalmente les corresponden, ya que si bien es aceptada la diferenciación entre ricos y pobres en el capitalismo, el Estado debe otorgar a todo el conjunto social, igualdad de oportunidades, a efectos de incluirlos. Las becas de estudio, los planes sociales, el reparto de alimentos y otros artículos de primera necesidad, los comedores comunitarios, los seguros de desempleo y los planes de vivienda, son medidas políticas para evitar la exclusión social.

La exclusión social se diferencia de la marginación social, porque quienes están en este último grupo, son parte de la sociedad, pero son discriminados, por pertenecer a minorías étnicas y raciales con culturas de menor desarrollo, por su situación de extranjeros indocumentados o por vivir fuera de la ley. Se llaman marginales porque no comparten o el resto de la gente lo percibe así, los códigos y valores de la sociedad en la que viven. En la mayoría de los casos, padecen también de exclusión social, o sea no gozan de los beneficios que el resto posee.