Concepto de manjar

La palabra manjar procede del latín “manducare”, que a su vez se derivó de “mandere” verbo que significa “masticar”.

Cuando se habla de manjar de los dioses, se hace alusión a la ambrosia o en griego ἀμβροσία, que era un néctar que se ofrecía a los dioses y tenía la propiedad de producir milagros. En honor al dios Dionisio se hacían festivales y banquetes, que también se denominaban ambrosías.

En español, un manjar es una comida de sabor delicioso y exquisito que provoca deleite al saborearla: “Tu madre prepara manjares exquisitos, me siento atendido en tu casa como un rey” o “En mi fiesta de cumpleaños agasajaré a mis invitados con riquísimos manjares”.

El manjar blanco es un postre que se degustaba ya en la Edad Media, usándose como ingredientes básicos, pechuga de pollo, azúcar, almidón de arroz y almendras. En la actualidad es un plato típico de Reus, en Tarragona y en las Islas Baleares. En la primera se prepara con cáscara de limón, canela, leche de almendras, azúcar y almidón, mientras que en la segunda, se reemplaza la lecha de almendras por leche de vaca.

En Latinoamérica, el manjar o manjar blanco, es el dulce de leche, que se prepara utilizando leche, azúcar y esencia de vainilla. Su sabor dulce es delicioso y sirve para untar galletitas, rellenar o decorar tortas o alfajores, o simplemente, devorárselo a cucharadas.

El manjar imperial se hace con harina de arroz, yemas de huevo y leche. Suele adicionarse canela y anís dulce.

En el Cine, “Manjar de amor” es una película dirigida por el español Ventura Pons, de coproducción hipano-alemana. Se basó en la novela del escritor estadounidense David Leavitt “The Paget Turnet”. El argumento trata de un romance homosexual y de los cuestionamientos sobre el talento musical del protagonista.