Concepto de Impresionismo

El impresionismo es un movimiento artístico pictórico, que también se expresó en la escultura, literatura y música, originario de Francia, que se llama así pues sus críticos, sobre todo Louis Leroy, vieron reflejados sus ideas por un cuadro llamado “Impresión, sol naciente”, que solo les causó “impresión”, cuyo autor fue Claude Monet (1840-1926), considerado como precursor del arte abstracto moderno y autor de aproximadamente tres mil cuadros, entre los cuales podemos mencionar “La urraca” “La Grenouillère” y “Las amapolas”.

Estos jóvenes, que vivieron en la segunda mitad del siglo XIX, enrolados como impresionistas, eran individualistas, por lo cual hay diferencias entre sus obras, pero sin embargo se daban apoyo mutuamente y los unía el común sentimiento de rebeldía frente a lo tradicional y clasicista. Llevaron al realismo a su máxima expresión plasmando la realidad en sus obras tal cual era percibida, pero otorgándole una luz especial que caía sobre los objetos, dada por pinceladas ligeras y coloridas, que causaban la impresión en los sentidos, eliminando el color negro y la perspectiva. Las escenas al aire libre se constituyeron en su tema predilecto. Las formas aparecen desdibujadas, pues la luz tiende a desdibujar los contornos.

Se destacaron como impresionistas entre otros, Pierre Renoir (1841-1919) cuya obra tiene en muchos casos como tema el desnudo femenino, como “Desnudo bajo el sol” o “Bañistas”; y Edgar Degas (1834-1917), que centró sus temas en espectáculos circenses, el ballet, el music hall y los caballos, destacando en sus obras el movimiento, y las posturas corporales, como en su obra “Danza”.