Concepto de desertor

El vocablo desertor es un término que proviene del latín “desertāre”, que significa abandono. En este sentido se puede desertar de cualquier lugar que el individuo solía frecuentar, o también puede tratarse de una deserción ideológica, cuando lo que se abandona son las ideas que hasta entonces se tenía. En el ámbito jurídico pueden desertarse las causas judiciales cuando no se insta su prosecución o no se realiza la apelación de una sentencia que perjudica.

Sin embargo, el ámbito más empleado de la palabra desertor es en el militar, cuando alguien no cumple el servicio militar para con su país o abandona las filas del ejército, sea cual fuera su rango. Es una conducta considerada como delictiva desde la antigüedad y según Platón un gesto de cobardía. Los germanos castigaban a los desertores con la pena de muerte.

.Actualmente es un delito contemplado en los Códigos Militares de los diferentes Estados, en general castigado con arresto, aunque en otros países, como China o Pakistán, la condena puede llegar a la muerte.

Durante la guerra de Vietnam y luego la de Irak, muchos soldados estadounidenses desertaron de las filas del ejército refugiándose en Canadá, para evitar las severas condenas que Estados Unidos impone a los desertores que pueden llegar también a la pena capital.

Los testigos de Jehová, entre otras personas que se niegan a portar armas por razones morales, religiosas o de conciencia, han sido objeto de persecuciones y castigos. Actualmente muchos países, como España, Chile, Uruguay o Argentina han abolido el servicio militar obligatorio, quedando por lo tanto la figura del desertor, reservada para aquellos que eligieron voluntariamente la profesión militar.

Otro uso muy frecuente de la palabra deserción es en el educativo, donde se habla de la deserción escolar, aludiendo a los niños que abandonan su escolarización, por ejemplo “en los países pobres el índice de deserción escolar es mucho más alto que en los países desarrollados”.