Concepto de lateralidad

La palabra lateralidad se formó del latín “latus” con el significado de “lado” más el sufijo “alis” que indica que es “relativo a”, o sea que lateralidad es aquello relativo a un lado. De allí se formó en francés “latéralité” y llegó a nuestro idioma.

Los animales y hasta los vegetales, presentan en su mayoría, la característica de usar más una parte o lado de su organismo que la otra.

En el ser humano, cada hemisferio cerebral controla el lado opuesto del cuerpo, por lo cual en los diestros, que son la mayoría, predomina la influencia del hemisferio izquierdo; y en los zurdos, que son alrededor del 10 %, el derecho. Los niños pequeños suelen tomar las cosas con una y otra mano experimentando con ambas hasta los tres años, cuando mostrará predilección por uno de los lados y empezará a definirse su lateralidad, lo que estará determinado por los genes y el ambiente.

Concepto de lateralidad

Como en el mundo cultural las cosas están preparadas para los diestros, históricamente se forzó a los zurdos a cambiar su lateralidad por creer que se trataba de una costumbre, cuando en realidad responde a una exigencia biológica. Actualmente se les respeta su lateralidad, pues de lo contrario podemos desorganizar el funcionamiento de su sistema nervioso central.

Si la lateralidad no está bien afirmada, o se ha enseñado a alguien a manejar la lateralidad contraria, la consecuencia es que las personas son ambidiestras, pudiendo manejar ambas lateralidades, con mayor o menor precisión en cada actividad específica. Cuando las personas usan algunos miembros u órganos del lado derecho y otros del izquierdo, se llama lateralidad cruzada, como por ejemplo el que escribe con la derecha pero patea con la izquierda. La lecto-escritura se ve muy dificultada en aquellos que tienen lateralidad cruzada mano-ojo.

Los que poseen lateralidad derecha, y por ende usan el hemisferio cerebral izquierdo suelen ser más pensantes y metódicos, con mayor habilidad lingüística, matemática y lógica mientras que los que usan el hemisferio derecho, más creativos, globales u holísticos, con mayor talento musical, para el dibujo y la pintura. Estos hemisferios deben estar relacionados aunque uno predomine sobre el otro.