Concepto de merienda

La palabra merienda procede de “merenda”, palabra latina, a su vez derivada del verbo “merere” con el significado de “merecer”. En la Antigua Roma designaba la comida que se daba a los soldados a la tarde, por habérsela ganado con su esfuerzo, luego del servicio.

Actualmente la merienda se sirve a media tarde, cuando necesitamos un merecido descanso. Es una de las cuatro comidas básicas, y una de las seis que recomiendan los nutricionistas, que fomentan ingestas menos cuantiosas y más distribuidas. Los niños que van al colegio por la tarde, especialmente los más pequeñitos, de educación inicial o jardín de infantes, suelen llevar sus meriendas, o galletitas para compartir, mientras sus maestras les sirven la leche a cada uno de ellos, en lo que llaman “la hora de la merienda”.

Concepto de merienda

La merienda consiste en general en un pequeño aporte nutricional, que puede consistir en una fruta entera o en jugo, un yogurt, un té o café, con o sin leche, leche azucarada o con chocolate, con acompañamiento de galletitas, tostadas con mantequilla o mermelada, o algún pastel. En Argentina, Uruguay y Paraguay suele tomarse unos mates alrededor de las cinco de la tarde. En Francia y Venezuela se acostumbra merendar más temprano, a eso de las 4 de la tarde. En Chile a la merienda se la llama “once”, y se sirve entre las 5 de la tarde y las 9 de la noche.

En Inglaterra es una tradición el té de la tarde, luego de la jornada laboral, que se sirve como un ritual, a partir del siglo XIX impuesto tal vez para las damas de la nobleza por la duquesa de Bedford a las 5 de la tarde en invierno y algo más tarde en verano. Antes solo conocían dos comidas: desayuno y cena. El té era acompañado por scones y pasteles. Esa costumbre cobró popularidad y los trabajadores la adoptaron para tomar su té un poco más tarde cuando regresaban del trabajo, y hacía las veces de cena.