Concepto de rito

Es una palabra cuyo origen latino derivada de “ritus”, y significa el cumplimiento de reglas estrictas, tradicionales o religiosas, ceremoniales, formales, que no pueden cambiarse.

Consistir en actos de carácter público, manifestados a través de sacrificios, recitación de palabras solemnes, rezos, utilización de ciertas sustancias o elementos como agua o fuego, y suelen emplearse para expiar pecados, para purificarse, para pasar de una etapa de la vida a otra, para confirmar su fe, para casarse, para ingresar a ciertas comunidades, como símbolo de unidad y pertenencia, o para celebrar conmemorar ciertas fechas.

En Grecia se realizaban muchos ritos en homenaje a sus dioses, como los que se celebraban cada año en la primavera para elebrar el renacer de la vida.

En el antiguo Derecho Romano el rito estuvo incluso vinculado a la celebración de los negocios jurídicos y al proceso judicial, al estar el derecho o las normas jurídicas (ius) muy vinculado a las normas religiosas (fas). Así, para comprar y vender las cosas destinadas a la agricultura, que para los romanos eran las más importantes, debía realizarse un procedimiento ritual llamado “del cobre y la balanza”, efectuado con la presencia de testigos y de una persona que simbólicamente sostenía una balanza que en tiempos primitivos había servido para pesar el dinero.

En los primeros procesos judiciales de “Las acciones de la ley”, si una de las partes no recitaba correctamente las palabras sacramentales podía hasta ser condenado a perder el litigio, aún cuando reclamare algo legítimo. Con el paso de l tiempo, los ritos fueron dejados de lado, y reemplazados por ciertas formalidades más flexibles.

En las actuales ceremonias religiosas cristianas, se siguen ritos, muchos de los cuales son anteriores al cristianismo (paganos). Así ocurre con la torta de bodas, el vestido de novia, el cortejo que acompaña a la prometida hacia el altar, etcétera.