Concepto de ralo

Del latín “rarus” con el significado de “espaciado”, “escaso” “disperso” o “separado” la palabra ralo conserva el mismo significado y se aplica en varios contextos donde las cosas que deberían estar dispuestas en forma agrupada y densa, se presentan distanciadas unas de otras, dejando claros. Se usó también en el sentido de infrecuente como en la frase de Cicerón donde daba tal calificación a las cosas dotadas de excelencia.

Son ejemplos de uso del término hablar de cabellos, bigote o barba ralos, cuando por razón de su caída natural o por cortes voluntarios o accidentales, el pelo entre uno y otro o entre grupos de ellos presenta zonas donde se advierte la piel del cuero cabelludo o del rostro, respectivamente, lo que se acentúa si los cabellos son finos y débiles. Por ejemplo: “El anciano ya tiene su cabellera canosa y rala” o “Me cortaron tan mal la barba que tengo sectores ralos”. Los animales también pueden presentar un pelaje ralo, por ciertas enfermedades o carencias.

Concepto de ralo

Esto ocurre con frecuencia en los sembradíos cuando no prenden las plantas o éstas se secan en algunas zonas, por condiciones deficientes del suelo, del clima o por la acción de insectos y plagas.

Por extensión también se aplica a los ejércitos que presentan zonas sin protección o cuyas bajas han sido tan numerosas que presentan muchos claros en sus filas.

En la provincia de Tucumán (Argentina) existe una localidad cuyo nombre es Taco Ralo, con cerca de 1.300 pobladores. El nombre en quechua significa “árbol con escaso follaje”. En la provincia de Córdoba también Argentina existe una comunidad agrícola ganadera, llamada Monte Ralo, en el Departamento Santa María, que posee unos 500 habitantes. En España, Pedrosillo el Ralo es un municipio destinado también a lo agropecuario, situado en la comarca de La Armuña.