Concepto de mayúscula

La palabra mayúscula se originó en el latín “maiusculus”, vocablo compuesto por “maior” que significa “mayor” o “más grande” y el sufijo que indica diminutivo “cula”.

En Gramática, mayúscula es la letra que tiene la característica de ser un poco más grande y a veces con ciertas características de forma que la diferencian del resto, que se usa al comienzo de las oraciones: “Mi hermano viajó hoy temprano”; en siglas (OEA, ONU) o cuando se escriben nombres propios: Marcela, Juan, Argentina, río Uruguay, etcétera. Los títulos en general y especialmente el de los libros sagrados se escriben con mayúscula, y también las diversas ciencias: Matemática, Geografía, Física, Historia, Derecho, Medicina, etcétera.

Concepto de mayúscula

Los días de la semana y los meses del año no se escriben con mayúscula inicial salvo que se trate de festividades, como por ejemplo Viernes Santo o 1 de Mayo. También corresponde escribir con mayúscula inicial el nombre de las edades históricas: Edad Antigua, Edad Media, etcétera, y también el nombre de los planetas, de los astros y de las constelaciones.

Luego del punto y seguido, del punto y aparte o de signos de interrogación o exclamación también se usan mayúsculas, pero no luego de las comas o puntos y comas, ya que estos signos no concluyen las oraciones. En cuanto a los puntos suspensivos, luego de ellos solo se escribe con mayúscula si se trata de expresar una idea nueva.

Las letras mayúsculas pueden escribirse en imprenta o cursiva. Tradicionalmente a los niños se les enseñaba a escribir utilizando para formar palabras todas las letras en imprenta mayúscula, para luego pasar a la cursiva. En la actualidad hay métodos que advierten que es mejor comenzar con la letra cursiva que diferencia las minúsculas de las mayúsculas, y se considera que es un modo de escribir más natural pues las letras se integran entre sí, es decir se escriben unidas y no separadas.

La palabra mayúscula/o puede utilizarse también como adjetivo para calificar a algo muy grande o exagerado: “Me di un susto mayúsculo al enfrentarme con un ladrón en medio del comedor de mi casa” o “Es mayúscula mi emoción al comprobar que todos mis seres queridos vendrán para festejar mi cumpleaños, aún los que viven muy lejos”.