Concepto de barro

La palabra barro es probablemente procedente de la lengua celta. El barro, o también llamado lodo, surge cuando se une tierra con agua, quedando una mezcla semilíquida, resbalosa y con aptitud de ensuciar, por ejemplo: “Me resbalé en el barro y estuve a punto de caer”, “Al llover, el patio de mi casa que es de tierra, se convirtió en barro, y a mi perro le gustó meter sus patas en él, pero a mí no tanto” o “Mi hijo se metió en el barro y se ensució su ropa y su cuerpo, así que hoy será jornada de aseo general”.

Por extensión, se habla de “meterse en el barro” cuando se incursiona en ámbitos ilícitos o inmorales, que “ensucian” o “manchan” la reputación y la honra personal.

El barro de consistencia más líquida es denominado fango, y el denso, que se encuentra en el fondo de los lagos o ríos es conocido como cieno.

Cuando el barro se endurece, al secarse, se transforma en lutita, que es una roca sedimentaria porosa, de barro y arcilla.

El barro fue empleado para construir viviendas desde tiempos remotos, incluso, dándole luego formato de ladrillos. Los egipcios construían sus casas, tumbas y fortalezas aprovechando el limo o barro del río Nilo. La ciudadela de Chan Chan, en Perú, fue construida con barro por los aborígenes chimúes. En la actualidad muchas personan eligen hacer sus casas con barro, madera y paja, pues no dañan el medio ambiente. En el mundo animal, los horneros, construyen sus nidos con barro, pajas y raíces, que queda sólido y resistente, al secarse.

También es un elemento valioso para realizar artesanías, como cuencos o jarrones. La alfarería es un arte antiquísimo, cuyas producciones se remontan al Paleolítico Superior.

Los hornos de barro se siguen utilizando tanto en el campo como en la ciudad, pues les otorgan a las comidas un sabor especial, con calor de circulación continua, y la energía se aprovecha de modo eficiente.

En Cosmetología, el barro extraído del fondo oceánico o marítimo, es usado como hidratante, exfoliante de la piel, desintoxicante, desinflamante, y activador de la circulación de la sangre.

En el Cine, “Hombres de Barro” es una película argentina dirigida por Miguel Mirra, que se estrenó en el año 1988, y que muestra la marginación de los aborígenes.