Concepto de irrisorio

La palabra irrisorio etimológicamente nos remite al latín “irrisorius”, vocablo integrado por el prefijo de interioridad “in”, el sustantivo “risus” que se traduce como “risa” y el sufijo de pertenencia o relación, “orius”. Lo irrisorio, literalmente significa, relacionado con la risa, o con lo que la provoca.

Sin embargo, su uso es más frecuente relacionándolo con aquello que da lugar a la burla y al sarcasmo, o provoque desconcierto y sorpresa, y no a todo lo que resulta gracioso, como un chiste o una película humorística, por ejemplo: “Es irrisorio que llegues tarde y me digas que se murió tu abuela, ya que me diste la misma excusa más de tres veces este año”, “El Presidente anunció medidas irrisorias para combatir la inseguridad como la de dar cursos de seguridad personal, gratuitos, a los ciudadanos, en lugar de reforzar el cuidado por parte del Estado” o “Es irrisorio que me trates como a un amigo y luego pases a mi lado y no me saludes”.

El uso más extendido es para calificar todo lo que es insignificante, de escaso monto o valor, cualitativo o cuantitativo, o poco representativo. Ejemplos: “Me dieron un aumento de salario irrisorio, que representa menos del 5 % de mi sueldo básico”, “Es irrisoria la diferencia entre el precio de salir de vacaciones al exterior o ir por la misma cantidad de días a un lugar cercano”, “Es irrisorio el plazo que nos dieron para inscribirnos, es de apenas dos días, y exigen mucha documentación que lleva tiempo reunirla”, “la recaudación en el festival fue irrisoria, lo hicimos para reunir fondos para el colegio, pero con lo que obtuvimos, no podremos hacer casi nada” o “Fue irrisoria la diferencia de calidad en el nuevo producto que lanzó la marca en relación a la partida anterior, y eso pusieron como excusa para aumentar su precio”.