Concepto de exaltar

La palabra exaltar es un verbo de primera conjugación que procede en su etimología del latín “exaltare”. Está integrado el término, por el prefijo “ex”, que indica que es “hacia el exterior”, el adjetivo “altus” en el sentido de “alto” y el sufijo formador de verbos “are”. Literalmente puede decirse que es elevar a algo o a alguien, o sea destacar sus virtudes y logros, glorificarlo o ponerlo en una consideración o dignidad mayor. Ejemplos: “Se exaltaron en un emotivo discurso los símbolos de la patria” o “Se exaltaron los méritos de los soldados argentinos de Malvinas que pelearon con valor a pesar de su situación clara de desventaja”.

La exaltación puede deberse a causas objetivas, por todos aceptadas, como cuando se exalta el valor de una persona que ha realizado un acto heroico, como el de salvar una vida,; o si se exalta una medicina que ha comprobado tener amplias propiedades curativas; pero también la exaltación puede deberse a causas subjetivas, que solo un conjunto de personas considera, como cuando se exalta el valor de un individuo que ha dado todo por una causa que a algunos le resulta justa pero a otros no, por ejemplo: “Se han exaltado las cualidades humanas del “Che” Guevara, en un acto del partido comunista, pero sus opositores sostienen que no deben ser aprobados sus actos e ideas”.

En el catolicismo, la exaltación, es una palabra que se usa para denominar la entrada al paraíso, por “exaltación” o elevación divina. Cristo con su exaltación se colocó a la diestra de Dios. En el caso de los santos, también se aplica a la ceremonia de canonización, donde se los eleva a la santidad. La Exaltación de la Santa Cruz, en el cristianismo, es una festividad que se celebra los días 14 de septiembre, y consiste en la conmemoración de la Cruz.
La exaltación anímica consiste en un elevado grado de autoestima, de un individuo o de un grupo, que provoca excitación e hiperactividad, lo que puede conducir a adoptar conductas inapropiadas: “La multitud, exaltada, salió a las calles para manifestar su reclamo, rompiendo todo a su paso”.