Concepto de ideal

La palabra ideal es un adjetivo que procede etimológicamente del latín “idealis”, a su vez del griego “eidos”, en el sentido de “ver”, más el sufijo de relación “alis”.

Un ideal es aquello relativo a la idea, que es la representación mental de algo perfecto y universal según lo expusiera el filósofo griego Platón, pero que no podemos hallar en el mundo sensible, donde todo es imperfecto. Lo ideal está en nuestra mente, es un parámetro con el cual comparar la realidad, que nunca llega a ser ideal, pero puede tratar de perfeccionarse en pos de esa idea, para lo cual, la búsqueda del ideal, aunque inalcanzable, lleva al hombre a mejorar constantemente.

En la “República” Platón expone un Estado ideal, donde rija la moral sobre la política, solo alcanzable a través una Sofocracia, o sea, de un gobierno a cargo de los filósofos, únicos capaces de alcanzar la verdad y el bien, a través de su razón al poder elevarse mediante ella al mundo ideal. El Estado ideal de Platón no es igualitario, ya que hay una categoría de personas en la cúspide dirigente (los filósofos) una intermedia, compuesta por los guerreros, y una inferior donde se encentran los trabajadores; rígida división donde las procreaciones se realizan dentro de una misma clase, bajo el estricto control estatal. La educación de los niños destinados a ocupar las clases superiores queda a cargo del Estado.

En términos más posibles y mundanos, lo ideal es aquello que se adapta a nuestras necesidades: “El desayuno ideal está integrado por un componente lácteo, una fruta y un cereal” o “Lo ideal es que salgamos de viaje a la madrugada así no tendré que conducir por la noche”.

Los ideales también se pueden entender como los objetivos, en términos de valores, a alcanzar en la vida de una persona o de un grupo, lo que es algo personal y subjetivo: “Mis ideales son alcanzar la paz interior y la armonía de mi espíritu”, “Lucharé por mis ideales feministas con garra y pasión” o “Los ideales de los revolucionarios franceses, fueron la libertad, la fraternidad y la igualdad”.

El ideal del yo, para Freud, padre del psicoanálisis, fue expuesto a partir de 1914, y es la etapa del desarrollo psíquico que sustituye al narcisismo infantil, donde el niño deja de ser omnipotente, al establecer relaciones sociales, especialmente con sus padres, que aprueban y censuran y cuando declina el complejo de Edipo, apareciendo bajo la influencia del super-yo y los valores que ha internalizado, la conciencia de lo que es bueno y lo que es malo, creando así un modelo para su vida.

“Un mundo ideal” es una canción de la película de Disney “Aladín” donde expresa el anhelo de que se pueda decidir la manera en la que desea vivir. Se la canta a su princesa amada.