Concepto de plata

La palabra plata proviene del latín vulgar “plattus” que quiere decir chato, y también de “argentum”, que simbolizó a la plata como metal con Ag, cuyo número atómico es el 47 y su peso atómico: 107.88 (Más pesado que el cobre pero menos que el plomo). Es un metal blanco de singular brillo, dúctil, maleable, sonoro y de gran capacidad de conducción eléctrica y térmica.

Como metal, la plata se halla en general en estado puro, pero también se encuentra en el sulfuro argentita, en las sales de sulfuro y en el cloruro cerargirita. La plata gris es la combinación de plata y azufre. La plata roja combina plata, azufre y arsénico. Su principal aplicación es industrial (fotografía monocolor, industria eléctrica, armamentística, y otras manufacturas de plata). Con ella también se fabrican monedas, joyas y medallas conmemorativas. En medicina se usa el nitrato de plata, para quemar las verrugas.

Era muy abundante este metal en Sud América, al punto de que el Río de la Plata lleva ese nombre, pues Caboto creyó que en esa zona abundaba, y el propio nombre de Argentina se refiere a ese metal.

Plata se usa también como sinónimo de dinero. Las monedas de plata se introdujeron en Roma antes de la primera guerra púnica, en el año 269 a. C, aunque ya se usaban monedas de plata para el comercio con los griegos. Si bien la primera fue el didracma la que perduró fue el denario.

Plata dulce se refiere al dinero que se gana con ningún, o muy poco esfuerzo.