Concepto de mérito

Mérito es un sustantivo abstracto, que procede etimológicamente del latín “meritum”, que puede traducirse como digno o “merecedor” de ser premiado o reconocido, por haber ganado honestamente el reconocimiento social, especialmente si han debido sortearse obstáculos importantes para intentar triunfar o destacarse, aunque a veces esto no se logre: “A pesar de hacer muchos méritos, llegando al trabajo temprano y esforzándose más que los demás, jamás lo compensaron con un salario mejor que al resto de los empleados”.

Concepto de mérito

El mérito se aplica a las acciones de alguien, que impliquen valor, sacrificio y entrega. Ejemplos: “Tus méritos te han valido ser el abanderado de la escuela”, “No te quita mérito ser inteligente y bonita, ya que tal vez eso te haya ayudado en tu progreso, pero también les dedicado mucho de tu tiempo y sacrificio personal”, “El mérito es de su madre, que lo criado tan bien que a pesar de su discapacidad, se ha convertido en un hombre exitoso” o “Has hecho muchos méritos para conseguir el ascenso laboral”.

Cuando se establece entre varias personas un orden de mérito, se las coloca en una graduación jerárquica, según sus logros en alguna competencia o concurso: “Se han expuesto los ganadores del concurso según un orden de mérito, desde el primero al cuarto puesto”.

Muchos Estados premian a los ciudadanos destacados con una Orden del Mérito, por ejemplo en Alemania se condecora con la Cruz Federal al mérito, desde el año 1951 a aquellos que hayan hecho alguna acción trascendente para el bien comunitario.

También los méritos o acciones pueden ser negativos y acarrear un castigo: “Has hecho muchos méritos en tu historia criminal como para ser el delincuente más buscado del país”.

En cuanto a las cosas, el mérito es el valor o utilidad que poseen: “Es mérito de la tecnología acercar distancias” o “El mérito de los antibióticos es evitar el progreso de las infecciones”.