Concepto de iluso

Del término ilusión, procedente de la palabra latina illusio (engaño), se deriva el concepto de iluso, que viene a ser utilizado para definir a toda aquella persona que tiene tendencia a ser soñador.

Así, cuando se dice que alguien es iluso lo que se pretende es dejar claro que no está apegado a la realidad sino todo lo contrario. Es decir, es propenso a dejar volar su imaginación y a pensar que todo aquello que le gustaría que sucedería en su vida va a tener lugar tal y como desea.

En este sentido, se puede expresar que “no tiene los pies en el suelo, es un iluso por pensar que esta vida es de color de rosa”.

Una definición la anterior que viene a ampliarse o a matizarse, mejor dicho, en el diccionario de la Lengua Española donde al iluso se le añaden unos matices de bondad. Y es que se establece que también se define de esta manera a toda aquella persona que se deja engañar con cierta facilidad pues cree que todo el mundo actúa siempre de muy buena fe.

De esta forma, es frecuente que se puedan realizar oraciones como la siguiente que sirvan para describir a ciertos hombres y mujeres que tienen dicha seña de identidad “es tan iluso que se dejó engañar por el estafador”.