Concepto de opción

La palabra opción procede etimológicamente del latín “optionis” y alude a la acción y también al efecto de optar, verbo también derivado del latín; de “optare”, con el significado de optar, elegir o escoger. Las distintas opciones o alternativas se separan mediante la conjunción “o”.

Para que el derecho de opción (de elegir) pueda satisfacerse, deben existir al menos dos alternativas válidas y posibles. Ejemplos: “Tengo la opción de acuerdo a mi presupuesto, de viajar a España o al Caribe”, “Tengo la opción teniendo en cuenta mis inclinaciones de estudiar Medicina o Veterinaria”, “No tengo opción, con mis escasos ingresos mensuales solo puedo aspirar a arrendar este cuarto a compartir” o “Mis opciones son escasas, pero algunas tengo, ya que no debo resignarme a vivir miserablemente: puedo trabajar tiempo completo, o seguir con mis privaciones un tiempo más, para proseguir los estudios y aspirar un trabajo mejor”.

Concepto de opción

La facultad de opción supone ser libres. Una persona que está amenazada gravemente no posee opción, pues debe necesariamente seguir las instrucciones de su agresor, para evitar que cumpla con la conminación.

Para la doctrina filosófica conocida como determinismo, todo efecto está unido inexorablemente a su causa. Hay varias formas de determinismo, por ejemplo el determinismo biológico nos dice que el comportamiento humano y animal no permite muchas opciones, pues lo que hacemos está condicionado en gran parte por nuestra genética.

En el ámbito religioso, la doctrina de la predestinación, sustentada por Juan Calvino, niega la posibilidad humana de optar o no por la salvación de su alma, ya que Dios lo habría preestablecido al crear el universo. En las creencias dhármicas, se conoce como karma a una energía trascendente, nacida de los actos personales que nos traerán consecuencias en nuestras sucesivas reencarnaciones. Esto implica que según las opciones que hagamos (para lo que tenemos libertad) en esta vida actual, seremos premiados o castigados en vidas futuras.