Concepto de interludio

La palabra interludio, del latín “interludium” se compone de los siguientes términos: el prefijo “inter” que designa lo que va en el medio, “ludere” que se traduce como jugar, entretenerse o ejercitarse, y el sufijo de resultado, “ium”. Sería algo así como jugar o entretener entre intervalos.

En Música, un interludio es una pieza musical breve, que se intercala, a modo de transición, entre dos que poseen una duración más extensa; o también en el teatro, entre dos de sus actos. Era frecuente en los inicios de la Edad Contemporánea, intercalar interludios en himnos o salmos, entre sus versos. En la ópera en tres actos, “Peter Grimes” de 1945, cuya música pertenece al compositor Edward Benjamín Britten (1913-1976) de nacionalidad británica, los interludios se presentan entre sus escenas.

En cine “Interlude” es una película de drama romántico, estadounidense, estrenada en el año 1957, bajo la dirección de Douglas Sirk, siendo su argumento el amor entre una joven americana que conoce en Europa, donde fue para trabajar, a un famoso director de orquesta, y allí comienza un romance. Se hizo de ella un “remake” en 1968, en el Reino Unido con la dirección de Kevin Billington.

En Argentina, también bajo el título de “Interludio” se produjo una película en 2017, siendo su directora, Nadia Benedicto. En este caso el interludio es el paréntesis que ponen en sus vidas Sofía, que está recién separada, y sus dos hijas, que juntas se mudan a un lugar costero, y cada una de ellas afrontará a su modo, la nueva situación familiar.

En estos casos, considerando el tema de las películas, el interludio se entiende como un paréntesis o entretiempo en las vidas de las personas, donde se hace otra cosa diferente a lo que se venía haciendo.