Concepto de Cuaresma

La palabra cuaresma se originó en el vocablo latino “quadragesima” que designa el ordinal del número cardinal 40.

La Cuaresma cristiana

Se entiende por Cuaresma cristiana, al período desde el cuadragésimo día que antecede a la Pascua, período que se destina a su preparación, en el sentido espiritual de purificación interior, del alma, observando en esa etapa acciones de reflexión, meditación y penitencia como actos de fe. Culmina en la Pascua, que expresa el triunfo del Bien sobre la maldad, logrado por Cristo, con su muerte y resurrección.

Que los días sean cuarenta no es azaroso, sino que este número de días aparece mencionado muchas veces en la Biblia, y se corresponde con el tiempo de cautiverio judío en Egipto, el que pasaron vagando por el desierto en busca de la Tierra Prometida, los días del diluvio universal, el tiempo que Jesús permaneció en el desierto de Judea antes de su predicación y el que transcurrió hasta que Jesús reapareció ante sus discípulos luego de su resurrección.

Si bien en sus inicios el tiempo era variable, desde el siglo IV, se impuso la duración en 40 días, imponiéndose el ayuno y la abstención de comer carne. Esto se fue morigerando siendo el ayuno en la actualidad, de egoísmo, ansias de poder, soberbia, lujos, y todo tipo de placeres materiales, destacándose la invitación a las buenas obras, a la oración, y la elección del camino marcado por Dios, reencontrándose con Él. El color morado, expresión del luto y la penitencia, domina los rituales del período.

De acuerdo a la tradición latina el inicio de la Cuaresma es el Miércoles de Ceniza (que ocurre entre el 4 de febrero y el 10 de marzo) que se caracteriza por el ritual de la imposición de la ceniza a los asistentes a la misa, a la que ingresan en una procesión. Las cenizas se obtienen al incinerar los ramos que el año anterior fueron bendecidos en el Domingo de Ramos, y simboliza quemar los errores cometidos en ese año precedente, invitando al arrepentimiento. Ese día es de ayuno y de abstinencia.

El fin de la Cuaresma es en la tarde del Jueves Santo, cuando se celebra la misa de la Cena del Señor. En la iglesia católica no se computan los domingos en el conteo de los 40 días. Sí los considera la iglesia ortodoxa.