Concepto de impuro

Originado en el latín “impurus”, este adjetivo califica a aquello que carece de pureza, ya que no se mantiene como era en su origen, está mezclado con otra cosa, o ha sufrido una contaminación, que lo ha ensuciado, vuelto nocivo o lo ha desvalorizado.

Se usa como antónimo de aquello que es puro, limpio e inmaculado; lo impuro es visto como algo negativo e indeseable.

Puede usarse en diversos ámbitos:

En Química, las sustancias impuras, son las que, en su composición química, integran residuos de otras sustancias, pudiéndose mencionar como ejemplos, el óxido de hierro o el de zinc o el de calcio; o el cloruro de magnesio o el dióxido de nitrógeno, entre muchos otros.

En el caso del agua, se la considera impura cuando está contaminada, lo que la hace impropia para su uso habitual y hasta altamente peligrosa para la salud, pudiendo contener desechos químicos, sedimentos, sustancias radiactivas o microbios. La acción humana contribuye en gran medida a la contaminación e impureza de las aguas.

El aire también puede tornarse impuro y ser muy nocivo para la vida en el planeta. El crecimiento del parque automotor, la actividad fabril, la destrucción de bosques, contribuyen a agravar el problema, que puede ocasionar la aparición de graves enfermedades, como el asma, patologías cardiovasculares y cáncer de pulmón.

Los sentimientos se consideran impuros, cuando son negativos, y pueden afectar a la misma persona que los experimenta y/o a los demás, por ejemplo: “Pensar en hacerle mal a otros, por venganza, es un sentimiento impuro, que no solo dañará a quienes va dirigido, sino a ti mismo”.

En algunas religiones politeístas, y en otras monoteístas, como en el caso del judaísmo, y en los primeros años del cristianismo, se consideraba impura a la mujer, durante su período menstrual. En el Antiguo Testamento, la mujer era impura, durante la menstruación, por siete días, y nadie podría tocarla, debiendo mantenerse apartada.

En Literatura, “La Impura”, es un libro del francés Guy Des Cars, de 1946, que trata de una mujer, linda y ambiciosa, que luego de lograr el éxito, debe exiliarse en la isla de Makogai, conocida como “la isla de los leprosos”, a causa de haber contraído esa grave enfermedad, lo que cambiará para siempre, su visión del mundo.

En el Cine, “Tierra sublevada: Oro impuro” es un documental argentino que se estrenó en 2009, bajo la dirección de Pino Solanas, que trata sobre la mega-minería en el país, y la corrupción y el daño ecológico, asociado a dicha actividad.